LAFAYETTE

Client:

Year:

Un predio irregular de 860 metros cuadrados, en una esquina con orientaciones sur-oriente y sur-poniente. Originalmente el proyecto constaba de estacionamiento y comercios en planta baja, 5 niveles de departamentos y un nivel de azotea y servicios.
La misión era remodelar este edificio, no sólo en lo referente a instalaciones, acabados, etc., sino lograr una transformación más profunda, pues aunque el estado de conservación del “edificio habana” era bueno, considerando su antigüedad, la composición de los departamentos era anacrónica. Fue muy interesante abordar el proyecto desde un punto de vista casi antropológico; el reto consistió en conservar las condiciones que son difíciles de replicar en un edificio nuevo, como son pisos de madera, espacios amplios y alturas generosas, así como lograr una adecuación a las “necesidades del mercado”, es decir, a las necesidades de la vida contemporánea. El resultado fue una composición heterogénea de los departamentos, resultando en 34 unidades que van desde los 65 metros cuadrados hasta los 300 metros cuadrados.
Uno de los factores decisivos en este proyecto fue la altura de entrepiso de la planta baja, ya que ésta permitió la utilización de eleva-autos, que simultáneamente con la sustitución de los locales comerciales fue indispensable para satisfacer la demanda de cajones de estacionamiento.
Nunca fue el propósito que el edifico hablara el lenguaje de la nostalgia, pero tampoco se intentó negar su historia. Las decisiones de diseño se tomaron con base a un pragmatismo crítico: ¿qué vale la pena conservar y que no? El verdadero trabajo de diseño para este proyecto se dio en otro frente, en el de la promoción inmobiliaria; pues, al tener la oportunidad de participar en esta etapa fue posible inclinarse por una opción que; además de ser rentable; fuera la que más entendía las necesidades de la colonia y la ciudad.